Miércoles, 04 Marzo 2015 22:03

Como acertar con tu plantilla WordPress

Escrito por 
CMS:  WordPress |  Versión:  Todas |  Nivel de dificultad:  Básico |  Tiempo estimado de lectura:  15 minutos


Como acertar con tu plantilla WordPressLa elección de la plantilla WordPress para tu nuevo blog será una de tus primeras actividades y una cuestión fundamental por la importancia que tiene en el diseño del sitio y el impacto en tu audiencia.

Sin embargo, los temas WordPress actuales suelen presentar diseños tan atractivos que se convierten en un factor de ceguera para los bloggers, lo que representa cierto peligro de que los criterios realmente importantes a la hora de elegir un tema WordPress no los tengas cuenta.

De hecho, el atractivo estético de un diseño suele ser con frecuencia el único factor que se toma en cuenta para elegir la plantilla.

Si a esto añadimos el uso de imágenes con aspecto profesional y de excelente diseño el problema se agrava.

Por ello, en este post haré mención de los criterios que considero realmente los más relevantes a la hora de elegir una plantilla y que debes tener presentes cuando vayas a elegir entre la gran cantidad de plantillas existentes.


1. Precio/licencia

No comentas el error más común: La plantilla es el aspecto menos indicado para tratar de ahorrar. Busca ahorrar en cualquier otra cosa, pero no en el tema WordPress.

Es algo similar a lo que con el hosting. Cuando vayas a instalar WordPress, hazte un favor y hazlo en un hosting decente. De lo contrario tarde o temprano, después de perder muchas horas con problemas te arrepentirás.

Una buena plantilla WordPress te va a costar entre 30 y 40 euros. Es una inversión que bien vale la pena, te lo aseguro. No quieras arañar unos cuantos euros en este apartado porque al final también aquí lo barato te saldrá caro.

El en caso de que uses un hosting multidominio (un hosting con varias webs con diferentes dominios) o directamente diferentes webs en diferentes proveedores de alojamiento web, fíjate también si la licencia te permite usar la plantilla sólo en un único sitio o si puedes usarla en múltiples sitios con un único pago.

Y si has pensado en obtener algún tema gratuito, verifica que proceda de un sitio de mucha confianza, aunque de preferencia mejor no meterse con temas WordPress gratuitos. Pueden generar un buen dolor de cabeza.


2. ¿La plantilla está acorde al estilo de tu blog?

Para elegir una buena plantilla es necesario determinar con antelación el tipo de blog en el cual se va a utilizar. Los principales estilos de blogs que se manejan en la actualidad son:

  • Blog clásico: presenta los posts de forma invertida, es decir, en primer lugar aparecen los más recientes, mientras que los más antiguos van quedando cada vez más abajo.
  • Blog magazine: los posts se presentan en un formato de cuadrícula por lo que las imágenes adquieren mayor relevancia, lo que genera un diseño llamativo, y además se puede presentar más información.
  • Periódico: la presentación de la información imita la de un periódico tradicional por lo que la cantidad de texto e imágenes que se presentan es máxima.
  • Fotoblog: son blogs donde las imágenes adquieren todo el protagonismo, razón por la cual son muy recurridos para mostrar fotos de trabajos artísticos y catálogos de productos.
  • Corporativo: blogs donde las empresas presentan su imagen corporativa, dando a conocer cuestiones como su historia, sus productos, sus objetivos, etc.
  • Vídeoblog: el protagonismo de estos blogs se lo llevan los vídeos y por tanto son muy utilizados para presentar trabajos como documentales, cortometrajes, comerciales, shows, etc.
  • Tiendas online: no se trata de blogs en sí pero al combinar WordPress con algún plugin, como WooCommerce, es posible presentar productos para la venta con un diseño excelente.

Es importante que determines el tipo de blog en el que vayas a utilizar tu nuevo tema porque la mayoría de plantillas WordPress están enfocadas a un estilo en particular.

Si ya sabes que estilo de blog vas a desarrollar, entonces acota tu búsqueda para que obtengas resultados acordes a lo que necesitas. Por ejemplo, puedes teclear en Google: “plantillas wordpress magazine”.

En caso de que manejes el inglés es mejor que realices las búsquedas en dicho idioma, porque la cantidad y variedad de los resultados es bastante mayor.


3. ¿Puedes personalizar la plantilla tú mismo?

La mayoría de temas WordPress apenas tienen opciones de personalización visuales en el interfaz de administración de WordPress.

Si sabes de CSS, HTML y PHP puedes acceder al código fuente y manipularlo a tu antojo, pero si no sabes de programación, mejor no te compliques la vida metiéndote en aventuras y procura encontrar desde un principio un tema que traiga de fábrica las opciones de configuración que necesites para personalizarlo a tu gusto.

A la hora de elegir un tema, las capturas de pantalla son importantes, pero como las características personalizables varían mucho de un tema a otro los vídeos de demostración resultan aún mejores.

Aquí debo mencionar también que existe un tipo de plantillas denominadas “framework”, las cuales como no están diseñadas para un tipo de blog en concreto, pero permiten construir el tema prácticamente con completa libertad. Ahora bien, éstas de nuevo, suelen requerir programación y otro tipo de tareas avanzadas.

Es el caso del tema Genesis, por ejemplo, un excelente tema de WordPress al que queremos migrar en Ciudadano 2.0 nada más tengamos tiempo para ponernos con ello.
En este caso, el framework Genesis no lo veo muy apto para su personalización por personas sin los conocimientos técnicos necesarios o sin formarse previamente en ello.


4. ¿Es una plantilla WordPress responsive?

Los usuarios acceden a la red cada vez más con sus smartphones y sus tables.
Google es consciente de esto y premia a los blogs que presentan diseños que se ven bien en los dispositivos móviles mejorando sus posiciones en los resultados de búsqueda.

Para que tengas un dato exacto, 24% del tráfico de Ciudadano 2.0 ya procede de dispositivos móviles.

Esta cifra refleja la realidad actual de la mayoría de los blogs. Es entonces cuando resulta evidente que tener un diseño responsive es una necesidad.

El término anglosajón es “responsive design”. En español lo hemos intentado traducir como diseño adaptativo o adaptable.

La idea detrás de este término es que el blog que vea y funcione bien en dispositivos de cualquier tamaño de pantalla.

Si tu blog está en WordPress.org, pero no dispones de un diseño responsive puedes aplicar una solución temporal bastante buena: utilizar un plugin para adaptar el blog a las distintas pantallas, por ejemplo, WPtouch.


5. ¿La velocidad de carga es buena?

Nadie puede negar que vivimos en una época de inmediatez y en Internet esto es un factor importante a tener en cuenta. Si un blog no carga rápido, los usuarios terminarán por cerrarlo. Aquí la velocidad de carga lo es todo.

Estamos hablando de una cuestión donde un par de segundos constituyen una diferencia enorme.
Para disminuir la velocidad de carga de un blog se pueden realizar algunas acciones tales como optimizar muy bien las imágenes utilizadas e instalar un buen plugin de caché.

Sin embargo, la mejor acción para disminuir los tiempos de carga de un blog es elegir un tema ligero, que son los que suelen estar bien diseñado, sin código ni otras cosas de más.

Antes de comprar un tema, mira si hay disponibles algunas descargas para probar y realiza pruebas de velocidad con un servicio como Pingdom.
Los resultados deberían arrojar tiempos menores a 2 segundos.



Realiza la mayor cantidad de pruebas posibles. En diferentes situaciones y con distintas conexiones, observarás que las diferencias son muy marcadas, pero con muchas pruebas podrás obtener un promedio.


6. ¿Se preocupa por el SEO?

La plataforma WordPress se lleva bastante bien con el SEO por lo que en general cualquier plantilla “decente” que elijas presentará una buena estructura y un código limpio.

Puedes tener la tranquilidad de que aquellos temas WordPress que proceden de empresas reconocidas no tendrán mayor problema en el apartado del SEO, aunque no puedo asegurar lo mismo de los temas de sitios poco fiables.

Otra buena razón para pensártelo dos veces antes de descargar una plantilla gratuita.

Quiero precisar que un buen tema WordPress tampoco debe exagerar en el tema de SEO.

Si una plantilla incorpora mucha funcionalidad de SEO, en mi opinión, no es una buena elección porque para los aspectos de SEO hay plugins especializados que resultan una opción excelente por los siguientes motivos:

  1. Una solución especializada presentará una mejor funcionalidad, además de ciclos de actualización menores, por lo que siempre estará más actualizada.
  2. Las soluciones especializadas tipo plugins te aportan más libertad. Si utilizas una funcionalidad específica de tu plantilla perderás el trabajo realizado cuando cambies a una nueva plantilla.


7. ¿Tiene funciones extras que necesitas?

Algunos temas incluyen funciones adicionales que son muy útiles y te ahorran instalar el correspondiente plugin, lo cual siempre es bueno.

Por ejemplo: Si quieres crear una tienda online integrada en tu blog, te vendrán muy bien algunas prestaciones concretas, entre las cuales destacaré dos:

  • Para conseguir conversiones con tu blog necesitas de una landing page (página de aterrizaje) muy buena.
    Si tu plantilla WordPress tiene la funcionalidad para crear páginas de aterrizaje entonces es un punto extra a considerar.
  • Para integrar una tienda online en tu blog requieres un plugin especializado (ejemplos: WooCommerce, Jigoshop, WPe-commerce) y muchas plantillas están especialmente diseñadas para coexistir con ellos.


8. ¿Hay testimonios, reviews o reseñas?

Los temas WordPress más populares cuentan con bastantes reseñas y tutoriales en YouTube que te pueden servir para conocer la interfaz del usuario.
Mejor aún, puedes conocer las capacidades de personalización y de configuración de la plantilla de tu interés.

Si quieres elegir un tema con seguridad entonces busca testimonios de bloggers famosos.

Ellos suelen estar afiliados con las empresas que desarrollan los temas, pero seguro que el producto que recomiendan vale la pena.

Esto es así porque los bloggers conocidos tienen una reputación que cuidar y no se van a jugar por cuatro duros promocionando productos de dudosa calidad. Por eso, sus recomendaciones suelen ser para temas de primera calidad, como Genesis.


9. ¿Soporta las traducciones correctamente?

Dentro de las ventajas de utilizar WordPress.org está la capacidad de traducir la plataforma a diversos idiomas.
Esto se logra porque se utiliza el estándar internacional de PHP.

Es decir, WordPress.org hace uso de diccionarios de idiomas independientes que se pueden cargar por separado.

Aquí lo que importa es que la plantilla de tu elección tenga la capacidad de trabajar con distintos diccionarios.

Gracias a esta característica puedes comprar un tema en idioma inglés y después traducirlo al español.
Si el diccionario para español no viene incluido puedes utilizar un plugin para crearlo muy fácilmente, por ejemplo con CodeStyling Localization.


10. ¿Presenta actualizaciones, soporte técnico y documentación completa?

Elige un tema que esté en evolución, ya no porque esperes que los desarrolladores incluyan nuevas funcionalidades, sino para que los posibles bugs no sean un dolor de cabeza.

Todos los temas WordPress suelen tener pequeños fallos en el código, conocidos como bugs, que se van solucionando con el paso del tiempo conforme se lanzan nuevas versiones.

Los bugs suelen ser detalles mínimos pero llegan a dar muchos problemas, por lo que deberías elegir un tema que tenga buen soporte técnico, o mejor aún, que presente una comunidad activa.

Por último, pero no menos importante, elige una plantilla WordPress que tenga toda la documentación en orden.

Si presenta vídeo tutoriales mucho mejor porque con ellos podrías no requerir al soporte técnico tan seguido.




¿Te ha resultado interesante este artículo?

Suscríbete para recibir consejos exclusivos para WordPress, Joomla y PrestaShop



Berto López

Autor y cofundador de ciudadano2cero.com, actividad que realizo como hobby ya que las nuevas tecnologías siempre me han atraído mucho.
Ahora trabajo por cuenta ajena, pero he sido empresario durante casi una década trabajando en la implantación de proyectos tecnológicos en sectores con carencias en conocimiento de las nuevas tecnologías, como Retail y Pymes. De hecho, esta experiencia ha sido la inspiración para el blog: ayudar a profesionales y pequeños empresarios a conocer y aprovechar el potencial de las nuevas tecnologías y la web 2.0.

Sitio Web: www.ciudadano2cero.com