Mejores plataformas para eCommerce

por | Mar 26, 2020 | Marketing online y comercio electrónico, WooCommerce

Mejores plataformas para eCommerce

El Comercio Electrónico (eCommerce) está experimentado un enorme auge en los últimos años y se prevé que seguirá aumentando aún más en los próximos años, rotas las principales barreras que limitaban su crecimiento.

Aunque nunca ha sido tan fácil lanzar una tienda online, de diversidad de productos, sean físicos o digitales, y servicios, existen multitud de factores que se deberían evaluar y valorar antes de iniciar una aventura de eCommerce para no condenarlo al fracaso.

Precisamente la cada vez mayor presencia y utilización de sitios web de comercio electrónico hace que, antes de montar una tienda online, sea necesario tener muy claros distintos conceptos, enfoques y soluciones, así como las dificultades que nos podemos encontrar.

Porque, en Internet, todo está a un clic de distancia y los usuarios tienen acceso a información muy detallada sobre los productos o servicios que necesitan.

Por esta razón, para que una tienda online tenga éxito, debe ser capaz de destacar con respecto al resto, no solo en visibilidad sino en su oferta.

En este artículo, vamos a introducirnos en el mundo del eCommerce, aclarar estos conceptos, conocer las principales dificultades que podemos encontrarnos para lanzar una tienda online, cómo superarlas y, finalmente, cómo implantar una tienda con una de las soluciones de Comercio Electrónico, WordPress y WooCommerce, más asequibles y potentes.

 

¿Qué es el Comercio Electrónico (eCommerce)?

A estas alturas, todos tenemos bastante claro qué es el eCommerce, aunque solo sea porque hayamos navegado alguna vez a través de una tienda online y realizado alguna compra.

Sin embargo, si vamos crear una tienda online, es fundamental conocer más allá el concepto básico que hayamos tenido como compradores, para anticiparnos a los problemas que nos encontraremos y cómo prevenirlos o, al menos, cómo reaccionar si se producen.

En general, el comercio electrónico se refiere a cualquier forma de transacción comercial realizada a través de Internet como medio de interacción y comunicación.

El ejemplo más conocido de comercio electrónico es la venta online, que se define como la compra y venta de productos a través de un sitio web.

Sin embargo, el comercio electrónico también puede implicar otros tipos de actividades comerciales, como subastas, venta de entradas, suscripción de servicios o intercambio entre particulares; es decir, no solo intercambio de productos físicos.

Por tanto, en el comercio electrónico hay, como en el comercio tradicional, dos actores: (1) quien ofrece un bien, del tipo que sea (físico, digital o intangible), a cambio de un precio; y (2) quien está interesado en ese bien y está conforme con pagar su precio.

Ahora bien, en el Comercio Electrónico pueden existir más modelos de negocio y métodos de gestión, en función de dos parámetros:

  • El tipo de entidad o persona física que interviene en la transacción.
  • La naturaleza del bien que se intercambia y cómo se gestiona.

 

Modelos de negocio eCommerce

Modelos de negocio eCommerce

En función de quienes intervienen en un intercambio comercial de Comercio Electrónico, se distinguen los siguientes modelos principales de negocio:

  • Business to Business (B2B): cuando empresas venden a empresas; normalmente, grandes partidas de uno o varios productos dentro de una misma gama.

    Un ejemplo de este caso sería empresas proveedores de mobiliario de oficinas que suministran todo el material para amueblar una oficina.

  •  

  • Business to Customer (B2C): el modelo al que estamos más habituados los usuarios, cuando una empresa vende directamente a un particular (consumidor), habitualmente en pedidos pequeños.

    Los sitios web de supermercados o de venta de ordenadores serían ejemplos de este tipo.

  •  

  • Consumer to Consumer (C2C): cuando el sitio web facilita que un particular venda un bien que posee a otro particular.

    El ejemplo más conocido de este tipo de modelos son los sitios web de subastas particulares, como eBay, sitios de compra-venta de segunda mano o compartición de recursos (coches).

  •  

  • Consumer to Business (C2B): cuando un particular ofrece un bien a una empresa, siendo lo más habitual la prestación de un servicio.

    Sitios web como Fotolia (venta de fotos) o Freelancer (venta de servicios) encajan dentro de este modelo.

Conocer los posibles modelos de negocio nos puede ayudar a considerar ideas de negocio que no habíamos considerado, diferentes al extendido Business to Customer. Cuántas más opciones evaluemos y valoremos, más posibilidades tendremos de habilitar un sitio web que tenga éxito.

En este sentido, actualmente el modelo C2B y C2C son los que menos tiempo llevan implantados y que experimentan mayor crecimiento, por lo que presentan una mejor oportunidad de negocio que el resto.

 

Tipo y Gestión de bienes eCommerce

También podemos categorizar los sitios web de comercio electrónico no solo en función de cómo son los bienes que se comercializan, sino también en cómo se gestionan o emiten estos bienes:

  • Productos físicos. La clásica tienda online, con las mismas características comerciales y de gestión que una tienda física, excepto que las transacciones y el pago se hacen vía web en vez de en un establecimiento y que el producto se envía por empresa de transporte.
  •  

  • Productos digitales (infoproductos). En este caso, el producto no es físico, sino una creación digital, en cualquier de sus formatos: vídeos, fotografías, ebooks, aplicaciones, documentos PDF, etc., que se descargan desde el sitio web una vez completado el pago.
  •  

  • Prestación de Servicios Online. El “vendedor” se convierte en el prestatario de un servicio a través de Internet, como puede ser coaching, asesoría, formación o mentoring, donde el precio se abona por unidades de tiempo preestablecidas.
  •  

  • Tiendas de afiliación. Bajo esta modalidad, la tienda online se convierte en el “escaparate virtual” de un gran proveedor de comercio electrónico, especializándose en una categoría de sus productos, para explotar un nicho de mercado a cambio de una comisión de las ventas. Aunque los usuarios naveguen y consulten los productos en el sitio web afiliado, son redirigidos a la tienda del proveedor para completar la compra.
  •  

  • Dropshipping. En las tiendas de afiliación, estamos limitados al catálogo del (único) proveedor y no tenemos control sobre el proceso de compra.

    Con el Dropshipping nos convertimos en “revendedores” de uno o más proveedores mayoristas, y todo el proceso de compra y pago se realiza en nuestro sitio web. Una vez completada una compra, se remite al mayorista, que desde ese momento gestiona el envío y posibles devoluciones.

  •  

  • Marketplace. La versión física de un Marketplace es un centro comercial, que reúne muchas tiendas de distintas marcas y productos dentro de una misma construcción.

    Así, un Marketplace proporciona una plataforma online de comercio electrónico, donde podemos incluir y gestionar nuestros productos, con las herramientas de la plataforma y a un mismo nivel que otras tiendas del Marketplace. Es decir, el Marketplace nos suple de todas las necesidades técnicas y tecnológicas, y nosotros solo debemos encargarnos de gestionar la tienda y nuestros productos.

 

Plan para lanzar un negocio eCommerce

Debemos seguir un orden lógico de tareas y consideraciones para construir un sitio web de comercio electrónico.

Con la tecnología actual, instalar y configurar una tienda online apenas nos llevará unos días; sin embargo, esa es la parte menos importante en este proceso de creación.

Crear y hacer que crezca un negocio de comercio electrónico que sea rentable es un proceso escalonado que involucra una serie de pasos, en que debemos investigar, analizar, evaluar y tomar decisiones para desarrollar una estrategia de eCommerce que dé frutos positivos.

  1. Elegir varias ideas de producto
  2. El primer paso para iniciar un negocio de comercio electrónico es decidir qué productos venderemos.

    Encontrar una idea de producto rentable puede ser un trabajo arduo, que hay pensar muy seriamente y sin prisas.

    Hay que elegir productos con márgenes de beneficio suficientes, que permitan obtener ganancias y escalar el negocio en el futuro.

    Una vez que decidamos qué productos podríamos vender, deberemos decidir cómo y dónde los obtendríamos, ya sea por fabricación propia o abastecimiento de uno o varios proveedores.

  3. Investigar y planificar
  4. Cuando ya tengamos varias ideas de un producto, deberemos investigar diferentes aspectos del mercado, como cuál será la competencia, la estrategia de precios y la propuesta de valor diferenciadora.

    En este punto, también debemos elaborar un plan de negocios que nos ayude a visualizar la estrategia de crecimiento e identificar posibles amenazas u obstáculos.

    Un análisis DAFO de nuestra propuesta de valor con respecto a la competencia nos podrá dar algunas directrices.

  5. Crear una marca fuerte
  6. Ahora que tenemos una idea de producto con buenas perspectivas y una visión general clara del mercado, es hora de comenzar a pensar en los elementos clave de la tienda online, como el nombre de marca, nombre de dominio, identidad corporativa, valor diferenciador, etc.

    Establecer nuestra marca desde el principio puede ayudar a acelerar el crecimiento y alcanzar más fácilmente a los clientes potenciales.

    Antes de centrarnos en la construcción de la tienda, deberíamos conocer los conceptos básicos de SEO, para dar visibilidad al sitio web en los buscadores.

    Te dejo por aquí un curso totalmente gratuito tener un sitio web en WordPress amigable-SEO (“SEO-friendly”): Curso SEO WordPress.

  7. Elegir la tecnología
  8. Según el modelo de gestión que hayamos elegido, debemos elegir qué tecnología utilizaremos para construir e implantar la tienda online, de alguna de las dos siguientes maneras:

    • Crearla desde cero, contratando el servicio de construcción a una empresa o profesional especializados.

      Llevará más tiempo y costará más, aunque con una tienda completamente personalizada a nuestro gusto y sobre la que tendremos total control.

    • Utilizar una plataforma de comercio electrónico, que permite crear una tienda online de forma relativamente fácil y rápida, aunque dentro de las posibilidades técnicas y de personalización de esa plataforma.

      En el caso de los Marketplace, ya nos la proporcionan directamente.

  9. Preparativos del lanzamiento
  10. Antes de lanzar la tienda online a Internet, debemos asegurarnos que todo está preparado para medir su rendimiento, definiendo qué indicadores utilizaremos para realizar un seguimiento de su progreso y solucionar cualquier problema que surja.

    Otras cosas importantes a tener en cuenta incluyen la configuración de los perfiles de redes sociales, la preparación del email marketing, herramientas de analítica web, investigación de palabras clave, preparación de un plan lanzamiento…

  11. Después del lanzamiento
  12. Una vez lanzada la tienda línea, pasamos inmediatamente a la fase de promoción y difusión, centrado en aumentar las visitas y optimizar las conversiones (es decir, que los usuarios compren).

    En función del método de gestión que hayamos elegido, quizás debemos reconsiderar aspectos de la gestión del inventario, revisión de los productos, análisis del comportamiento de las visitas, seguimiento de las transacciones, actualización del catálogo, etc.

 

Desafíos del Comercio Electrónico

Lanzar una tienda online, del tipo y modalidad que sea, no es suficiente para empezar a “vender como churros”.

Incluso desde antes de su lanzamiento (ideando el producto), encontraremos muchos desafíos con los que deberemos lidiar día a día para salir adelante.

  • Encontrar los productos adecuados para vender. La barrera tecnológica de acceso al eCommerce ha descendido tanto que resulta muy fácil crear una tienda online y vender todo tipo de productos. Esto hace muy difícil distinguirnos con productos únicos a menos que los fabriquemos nosotros mismos.
  • Atraer al cliente perfecto. Los compradores online no compran como lo hacían antes: buscan en Internet, leen artículos y reseñas, comparten información… Debemos averiguar dónde está nuestra audiencia y atraerlos eficazmente.
  • Generar tráfico orgánico, con campañas a través de los canales que el marketing digital pone a nuestra disposición: SEO, SEM, email marketing, redes sociales, retargeting, etc.
  • Capturar leads de calidad. Crear listas de suscriptores y hacer prospecciones en nuestra audiencia para crear el mensaje correcto que se conviertan leads y que finalmente sean nuestros clientes.
  • Optimizar la conversión del tráfico orgánico. No es suficiente con recibir muchas visitas orgánicas, sino que deben ser visitas cualificadas, con mayores opciones de conversión.
  • Fidelizar los clientes. Atraer nuevos clientes es mucho más costoso que conservar los que ya tenemos. Se debe explotar al máximo la base de datos de clientes para determinar qué podemos hacer para mejorar.
  • Lograr un crecimiento rentable a largo plazo. Necesitamos aumentar las ventas para hacer crecer el negocio pero, más importante, es aumentar la rentabilidad, reduciendo costes, procesos, gastos generales, etc.

 

Mejores Plataformas de Comercio Electrónico

Excepto cuando optemos por un Marketplace o Dropshipping (en el caso de que el proveedor suministre una), debemos utilizar una plataforma de eCommerce para construir e implantar nuestra tienda online.

Aunque hay decenas de posibilidades, cerca del 80% de los sitios web de Comercio Electrónico en España utilizan una de las cuatro plataformas que se describen a continuación.

Como las especificaciones técnicas de plataformas se pueden consultar mejor en sus respectivas webs, la siguiente tabla muestra una breve descripción y las principales ventajas e inconvenientes, lo que nos dará una mejor idea de su adaptación a nuestro proyecto eCommerce:

Plataformas comercio electrónico


WordPress & WooCommerceLa plataforma de comercio electrónico más popular, hereda las características y flexibilidad del gestor WordPress, como la utilización de plugins. Integrado en el interface de WordPress. Donde solo necesitarás un alojamiento web especializado como un Hosting para WooCommerce.
Ventajas:

  • Se puede descargar y utilizar de forma gratuita.
  • Código abierto, se puede personalizar completamente.
  • La comunidad de usuarios más amplia.
  • Dispone de la mayor oferta de plugins.
  • Aprovecha todas la potencia de WordPress para blogging.
Inconvenientes:

  • Según crece la tienda, requiere plugins para añadir más funciones.
ShopifySolución basada en plantillas prediseñadas, que permiten construir un tienda online completa en unos minutos.
Ventajas:

  • La plataforma más fácil de utilizar, no necesita conocimientos técnicos.
  • Se puede integrar con Facebook.
  • Dispone de una solución adaptada para grandes tiendas.
Inconvenientes:

  • Solución exclusivamente de pago.
  • Personalización limitada a las opciones del tema o plantilla.
  • Requiere contratar el hosting web del fabricante.
MagentoDe las plataformas de eCommerce más veterana, con soluciones diseñadas para grandes tiendas online. Dispone de versiones gratuitas y de pago..
Ventajas:

  • La versión de pago es idónea para sitios web muy grandes.
  • Se puede modificar el código para modificar y personalizar.
  • Fácil escalabilidad (crecimiento)
Inconvenientes:

  • La versión de pago es cara para negocios online de tamaño medio.
  • La versión gratuita carece de algunas características avanzadas.
  • Curva de aprendizaje algo elevada.
PrestaShopMuy flexible y de las más completas, con muchas extensiones para añadir nuevas funciones. Superada la curva de aprendizaje inicial, permite construir una tienda online en pocos pasos.
Ventajas:

  • Se puede descargar y utilizar de forma gratuita.
  • Código abierto, se puede modificar y personalizar sin límite.
  • Comunidad de usuarios muy activa y extensa.
Inconvenientes:

  • Requiere algunos conocimientos técnicos.
  • Las mejores extensiones son de pago.

 

Configuración de una tienda online con WordPress & WooCommerce

Cuando ya tenemos decidido que vamos a lanzar una tienda online y cuál será el modelo de negocio y la modalidad que sigamos, la instalación y configuración de la plataforma eCommerce tiene fases diferenciadas:

  • Instalación, configuración y personalización de la plataforma, donde después de instalarla en el servidor de hosting contratado, debemos instalar paypal u otra pasarela de pago, como el tema (theme) de la tienda, la moneda, gastos de envío, formas de pago, pasarelas de pago, etc.
  • Preparación y carga del catálogo de productos, donde se configura la estructura del catálogo (categorías y subcategorías) y se cargan y editan los productos de la tienda online. Según el tamaño de la tienda, esta fase puede ser considerablemente más larga que la anterior.

En el siguiente vídeo vamos a ver cómo se realiza esta segunda fase. No debemos olvidar que, antes de empezarla, debemos ya tener claros cuáles serán los productos que venderemos, cómo lo clasificaremos y cuántas opciones de venta ofreceremos:

 

 

Conclusiones

Lanzar un tienda online no consiste solo en disponer de una plataforma tecnológica especializada, como crear WooCommerce, y empezar a añadir productos con la creencia que los usuarios nos visitarán y comprarán tan pronto vea la luz.

El crecimiento del Comercio Electrónico, gracias a la disponibilidad de plataformas eCommerce fáciles de utilizar, de bajo coste y alta eficacia, ha creado un escenario muy competitivo, donde decenas de tiendas online ofrecen productos similares y todas a dos clics de ratón de distancia.

Con este panorama, crear una tienda online ya no resulta un reto tecnológico, sino un reto de planificación y gestión: de analizar el mercado, conocer los usuarios, identificar necesidades y ofrecer algo que nadie más lo ofrezca, o, al menos, no en las mismas condiciones.

Además, también es un reto de visibilidad y captación de usuarios, con estrategias de marketing digital (SEO, email marketing, retargeting, etc.) que atraigan visitas cualificadas; es decir, usuarios interesados que puede convertirse en leads y, finalmente, en clientes.

Ser conscientes de todos estos retos durante la planificación del lanzamiento de una tienda online aumentará las posibilidades de que consiga beneficios y sienta las bases para futuros crecimientos.

Magento, Prestashop, Shopify y WordPress&WooCommerce son las cuatro plataformas de eCommerce más utilizadas actualmente.

Siendo muy versátiles las cuatro, debemos conocer sus requisitos de aprendizaje, posibilidades de expansión, coste, escalabilidad, etc., para evaluar la más adaptada a nuestro proyecto de eCommerce.

 

0/5 (0 Reviews)
5/5 (1 Review)